25 oct. 2013

EL MASAJE INFANTIL.CONCEPTOS Y BENEFICIOS.


El masaje infantil es una técnica que utiliza la estimulación táctil para comunicarse con el mundo corporal y emocional del niño. Se trata de todo un arte que combina miradas, sonrisas, palabras, juego…que ayuda al desarrollo fisiológico, psicológico y emocional del bebé y promueve la creación de vínculos afectivos sanos entre el bebé y sus padres. Son múltiples los estudios que revelan los enormes beneficios del masaje infantil y se ha comprobado que los bebés prematuros que lo reciben aumentan de peso más rápido que los demás y tienen un mejor desarrollo. Para los padres de niños discapacitados el masaje supone una forma más cariñosa de poder acercarse a sus hijos. En definitiva, el masaje infantil favorecerá un crecimiento más equilibrado en todos los ámbitos de la persona y proporcionara grandes beneficios en los siguientes niveles:

-          Nivel fisiológico: proporciona beneficios en el sistema nervioso del niño, ya que la piel es el mayor y más poderoso sistema de comunicación del bebé y la estimulación táctil va a favorecer el proceso de mielenización cerebral. El sistema hormonal se verá favorecido, tanto para el niño como para la madre, ya que se liberara prolactina sustancia encargada de la producción de leche materna que tiene una misión fundamental en la relación madre-hijo. El sistema inmunológico se verá fortalecido, ya que las situaciones de relax y tranquilidad que se producen durante el masaje lo reforzaran. El sistema gastro-intestinal se verá favorecido ya que el masaje ayuda a regularlo, previniendo cólicos y gases. El sistema respiratorio se regulara, el mayor aporte de oxígeno ayudará a limpiar la sangre del sistema circulatorio, se favorecerá un drenaje suave del sistema linfático y una acción tonificante de la musculatura.


-          Placer sensorial: ayuda al niño en la construcción de su esquema corporal y es una buena herramienta para que tome conciencia de las dimensiones y del espacio que ocupa su cuerpo respecto al espacio exterior. Le permitirá ir dándose cuenta de sus límites corporales, promoviendo un respeto posterior de sus límites y de los límites de los demás. Si el conocimiento del esquema corporal se ha producido a través de situaciones placenteras como el masaje se promoverá una aceptación buena de uno mismo y se estará consiguiendo una mayor autoestima, confianza y seguridad en uno mismo.

-          Equilibrio tensión-relajación y función liberadora: durante el masaje infantil se produce un proceso de tensión-relajación que conlleva una función liberadora. La tensión se produce porque los diferentes estímulos provocan en el bebé un estado de alerta que lo abre a procesos de memorización y aprendizaje. La relajación se produce porque esta tensión encuentra una manera de ser canalizada y expulsada, a través del placer sensorial, ayudando así a regular y procesar las experiencias vividas y permitiendo al niño liberar tensiones. El masaje infantil aumenta el umbral de tolerancia a los estímulos en la mayoría de los bebes e incluso los que tienen problemas de aceptación del tacto van aumentando gradualmente su tolerancia.

-          Vínculo afectivo: ayuda a crear y nutrir los lazos entre los padres y su bebe. De esta manera cuanto más vinculados están los padres con el niño, más vinculado estará el niño con sus padres (relación bidireccional).
 Mariam Pascual León. Educadora Social y Pedagoga.

 

1 comentario:

curso masaje infantil dijo...

Comparto a la perfección tu punto de vista, si para las personas un masaje ya es algo beneficioso para un niño que se está desarrollando no te digo nada... Excelente post